domingo, 29 de diciembre de 2013

Escribir a un ídolo.

Hace unos días Emma FM contaba en Twitter que estaba escribiéndole una carta de fan a David Tennant, actor en el que tengo que reconocer que reparé -y que nadie me mate- hace poco más de un año, cuando una amiga (<3) me recomendó The Decoy Bride. Alucinante, porque había visto antes películas en las que aparece, como en alguna de la saga de Harry Potter. Pues nada. Yo soy así. 



Pero no quiero hablar de David Tennant. Quiero hablar de las cartas a los ídolos. Yo le dije a Emma que a mí me daría mucha vergüenza, no sabría que poner. Y es verdad. Hice repaso de mi vida y nunca, jamás, se me ha pasado por la cabeza, seriamente, escribir a alguno de mis ídolos. Sí, a veces he pensado en que me gustaría decirles las cosas que su música me hace sentir, o sus libros, pero nunca llegué a hacerlo. Lo más cerca que estuve fue cuando, siendo niña, me propuse escribir a Gloria Fuertes, con tan buena, tan buenísima suerte, que cuando tenía la carta preparada para pasarla a limpio supe de su muerte. 

A lo mejor esa experiencia me marcó y pensé en mis cartas como una maldición para las personas que admiro ... No, es broma. Pero lo cierto es que nunca he considerado que esas personas, tan famosas, tan ocupadas, tan-tan, tuviesen tiempo para leer lo que yo quisiera contarles, y mucho menos que fuera a interesarles. 

Alguna vez he dejado caer por aquí letras de admiración. Algunas con final muy feliz. Supongo que a veces siento la necesidad de expresar cómo me afectan ciertas canciones, o ciertos libros, o cómo me inspiran ciertas personas. Pero nunca directamente, qué cosas. Supongo que si un día me pusiese a ello, me quedaría en blanco.

Lo más parecido fue una confesión que le hice a una graffitera. ¿Os acordáis del graffiti que os dije que había cerca del instituto donde hice las prácticas? Pues encontré a la autora y le conté, en un privado de Facebook, todo lo que esa pintura me hacía sentir. Y me respondió. Supongo que me atreví porque la percibía como una chica normal, con un talento excepcional, eso sí, pero que paseaba las mismas calles que yo, que se movía por aquel barrio y que era alguien como yo en cierto modo. Y no estuvo mal confesarle mi amor por sus obras, he de reconocerlo.

¿Y vosotrxs? ¿Alguna vez habéis querido escribirle a un ídolo/a? ¿Lo habéis llegado a hacer? 

Besos domingueros :)


17 comentarios :

  1. Yo es que a Tennant no le escribo porque probablemente no me saldría nada.. al menos nada decente, ejem...

    Estooo... que yo tampoco soy de escribir a ídolos, me da mucha cosica...

    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, a mí me pasa igual. Que es que no. Cosica al máximo. XD

      Eliminar
  2. Pobres idolos... no les voy a hacer esa putada, no? o siiiiiiii..... mmmmm....

    XP


    I <3 U

    ResponderEliminar
  3. Dios mío, no sabes qué descubrimiento acabo de hacer gracias a este post. Bueno, no es para tanto, pero me dejó con la boca abierta.
    Mi novio me regaló hace años el libro "La décima sinfonía", un libro de intrigas sobre la posible décima sinfonía que Beethoven pudo haber escrito. Al final del libro venía el email del autor, Joseph Gelinek, y me gustó tanto que le escribí, para decirle simplemente que su libro había sido el mejor regalo en mucho tiempo. Y me respondió su secretaria, o eso decía el mail, dándome las gracias por mi mensaje y las muestras de apoyo. Sabía que el nombre del autor era un seudónimo, pero olvidé buscar quién era.

    Y estaba a punto de escribirte un comentario aquí, contándote la única ocasión en la que he escrito a un "ídolo" o algo así, y me da por buscar en google Joseph Gelinek, y resulta que es Máximo Pradera, uno de los tipos que presentaba Lo + Plus, no se si recuerdas ese programa pero a mi me encantaba de pequeña, iban invitados muy interesantes y lo recuerdo con cariño, buenos recuerdos de la tele supongo xD
    Y ala, menuda sorpresa me he llevado, es muy bobo, lo sé, pero me hizo ilusión xDD

    Hace años quería escribir a J.K.Rowling, pero no sabía suficiente inglés. Ahora que podría escribirla, paso de hacerla, pues dudo mucho que vaya a llegar siquiera a sus manos. Pero sí quiero escribir a alguien, a Lindsey Stirling, hasta pienso hacer una mini muñeca de ella y mandársela, aunque se pierda en el camino, pero ea, me hace ilusión :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Curiosas casualidades! Me alegro de que hayas salido finalmente de dudas...¡qué gracia! :)

      Esa es otra cuestión, que a mí me daría rabia escribir y que la carta no llegase a las manos de esa persona, qué quieres que te diga XD

      ¡Suerte con la muñeca de Lindsey Stirling! Yo creo que si llega, finalmente, le gustará, seguro :D

      Eliminar
  4. Siendo adolescente si pensé en escribir a un cantante para contarle lo que me hacía sentir su música. Me alegro de no haberlo hecho. Ahora tengo una perspectiva del asunto un poco diferente, un amigo mio se suele reír cuando hablamos de este tema.

    Y por qué no nos escriben ellos a nosotros¿¿¿

    Me explico. Ídolos deberíamos ser nosotros que sobrevivimos con sueldos de risa, que sonreímos cada día con trabajos que no nos gustan para nada y un largo etc.

    Vale, ellos tienen un talento bien sea para la interpretación, la música, la escritura o el dibujo, pero tienen la grandísima suerte de poder vivir dedicados plenamente a ese talento y que además les reporte unos beneficios económicos nada lógicos. Todos, sí TODOS, tenemos talentos pero no todos nos podemos dedicar a ellos, algunos ni si quiera tienen la oportunidad de descubrir cual es el suyo.

    Si lo pensamos bien ellos deberían ser nuestros fans. Los idealizamos y elevamos a posiciones tan ensalzadas que casi los endiosamos y todo por qué, porque cantan bien, porque escriben bien, porque actúan bien... Cuántos anónimos hay capaces de hacer exactamente lo mismo igual de bien y en muchos casos incluso mejor, sólo que no tienen la oportunidad. Deberían ser carreras como otra cualquiera, como carpintero, panadero... Pero no, trabajan la mitad, cobran 100 veces más y encima los tratamos como si perteneciesen a una raza superior. Me niego ha hacerlo.

    Así que me declaro fan tuya, de este blog y de otros muchos que me ayudan a pasar muy buenos momentos jeje

    Un besote guapísima y gracias por tus visitas y comentarios
    abargoartesania.blogspot.com

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Tachán!

      Esa es otra cuestión bien distinta. Yo me declaro fan de mucha gente corriente y moliente que es capaz de hacer cosas increíbles para salir adelante. Pero a ellos sí se lo digo, porque los siento más cercanos :)

      Muá.

      PD: Eso dice mi padre cuando sale en la tele que hay gente haciendo cola para ver un artista o para ver al Papa o algo..."¿Por qué no vienen ellos a verme a mí?" xDD

      Eliminar
  5. Está genial escribirles pero lo que no está tan genial es que ellos no lean las cartas, tienen un grupillo de personas que se dedican a meter en sobres fotos firmadas con mensajes genéricos que son copias, ni son originales, algunos te piden enviar sellos si quieres el autógrafo, a mí nunca me dio por escribirlos, pero una amiga mía si, no recuerdo a quien era, creo que de la serie CSI, al principio se quedó a cuadros cuando le llegó a casa una fotografía "firmada", pero después le hizo ilusión. En muchos casos es de entender que recurran a secretarias para responder cartas y demás cosas, sobretodo si es un actor, cantante, escritor ... megaconocido.

    Ahora que ilusión hace, y si a una persona le hace ilusión escribir a su ídolo ¿por qué no lo va a hacer? independientemente de que reciba respuesta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Desde luego, si a alguien le hace ilusión o tiene ganas, ¿por qué no va hacerlo? No daña a nadie al fin y al cabo. Lo que pasa es que a mí no me sale, me da cosica XD

      Eliminar
  6. De pensarlo me da mucha vergüenza. Fíjate, ni siquiera se me había pasado por la imaginación hacer algo así.

    Vaya papelón. Seguro que sólo escribiría mimiedades sin importancia.

    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, eso es lo que creo que me pasaría a mí. XD Y que sonaría estúpida. xD

      Eliminar
  7. Lo más cerca que he estado de hacer algo parecido es enviarle un mail a alguna escritora...y si te soy sincera, ya así me muero de la vergüenza, jajaja ! Eso sí, cuando me responden, me siento la persona más feliz del mundo....Besos!

    ResponderEliminar
  8. Debo confesarlo, en mis tiempos mozos le escribí una carta (en inglés y todo) a Elijah Wood alías Frodo.

    Santa paciencia la de mis padres que me tuvieron que llevar a la otra punta de Almería porque en el estanco cercano a casa no sabían cuánto dinero en sellos necesitaba para EEUU

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. JAJAJAJAJAJAJAJAJA, qué fuerte todo. Y qué padres más sacrificaos, oye :D

      Eliminar
    2. Si es que cuando quieren son muy majos, jajajaja. No sé cuánto fue pero unas cuantas peseticas sí que les costó, que aquello fue yo que sé en el 97 o por ahí

      Eliminar

¡Adelante! Deja tu retal :)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...