miércoles, 5 de diciembre de 2012

La invasión de los bebés.

Hace bastante tiempo un compañero de piso me explicó un fenómeno perceptivo que le habían expuesto en clase y que le pareció muy interesante. ¿No os ocurre a veces que véis un montón de gente con un bolso que os gusta? ¿O que parece que el coche con el que estáis obsesionados está por todas partes? A mí me ocurre a menudo con diferentes cosas. Mi compañero me dijo que cuando estamos centrados u obsesionados con algo, nuestra percepción se dirige a ese detalle y por eso nos parece que está por todas partes. El ejemplo que él me puso es que las embarazadas ven bebés o mujeres embarazadas por todas partes: en la calle, en el metro, en el trabajo,... 

No recuerdo cómo se llama ese fenómeno, pero ha venido a mi mente últimamente porque me ha hecho dudar sobre si estoy embarazada o no. ¡No hago más que ver bebés por todas partes! Y no solo en el mundo real, también en el virtual. Hace un tiempo, sin saber muy bien cómo ni por qué, acabé en un blog llamado 39 semanas que cuenta las experiencias de una madre novata con mucho humor. Me enganchó tanto que me lo leí entero. No es la única mami virtual a la que leo. También están Lorzagirl con su Bebé-Chan o Marikilla Luzia con su Garbancito. ¿Me dejaré a alguna? Seguro. 

Bebés, bebés por todas partes...


Y luego está el mundo real. Vaya donde vaya veo bebés por todas partes. Pero durante esta semana pasada, en el pueblo, la cosa ha sido exagerada. No solo está la hija de mi amiga, a la que por fin he conocido y que me parece una muñeca preciosa, sino que me da la sensación de que con esto de la crisis, el paro y el tiempo libre a la gente le da por hacer hijos. Lo confirmé luego con mi amiga, que me dijo que sí, que este año han nacido un montón de bebés en el pueblo. Qué cosas. Y eso que parece que con la crisis la gente se piensa lo de tener hijos. Será que los relojes biológicos de las mujeres de mi alrededor se están sincronizando.

He tenido esta conversación muchas veces, con distintas personas y hay dos posiciones distintas: 1- No se pueden tener hijos hasta que no se tiene una estabilidad vital: económica, personal, residencial, etc. 2- Antes no había tanto dinero, ni estabilidad, ni gaitas, y la gente tenía hijos, muchos más, y salían adelante. ¿Os suenan? Yo era más de los primeros, pero últimamente estoy cambiando de opinión y pensando que, en fin, nuestra generación puede que nunca tenga esa estabilidad ansiada que se pone como condición para tener un hijo: los trabajos fijos están en extinción, la vivienda es prácticamente inaccesible, el mercado laboral parece que va a obligarnos a estar de aquí para allá y hasta Laponia si hace falta... En fin, que si nos ponemos en esas, la natalidad bajaría drásticamente y muchos de nosotros nunca tendríamos hijos. 

Estoy segura de que esa percepción de una invasión de bebés en mi caso está bastante condicionada por Jack.  Yo todavía soy joven - aunque mi madre a estas alturas ya estaba casada y embarazada de mí- y aunque me gustaría ser una madre joven, aunque no querría esperar mucho, mi margen es amplio. Sin embargo Jack, que es algo mayor que yo, está ahora mismo en la edad perfecta para tener un hijo. En la edad a la que mi padre estaba dejando de fumar debido al embarazo de mi madre. Sé que se muere de ganas por tener un hijo, y lo veo cada vez que nos cruzamos con un bebé: le brillan los ojos. Viendo ala pequeña Leyre se le caía la baba. Pero hoy por hoy no puede ser.

adventure time cosplay
Razón nº1 para tener hijos: Cosplays familiares frikilondrios y molones.


Y no puede ser por razones económicas, laborales, evidentemente. Y éstas pesan más porque la biología no aprieta, al menos no en mi caso. Pero yo quiero ser madre, y me pongo a pensar en qué pasará de aquí a 5 o 6 años si nuestra situación no ha mejorado notablemente. En cuándo llegará el momento en el que nos liemos la manta a la cabeza, y haciendo con nuestros recursos lo que podamos, decidamos ampliar la familia. Y entiendo a esos padres que son criticados porque "¿qué te parece? Ella deja la faena para tener el crío, y el marido, que no está fijo, ¡figúrate! Si ahora le tiran, menudo panorama". Porque la crisis, las dificultades laborales, la situación nos están privando de muchas cosas. Están cambiando, a la fuerza, muchos de nuestros planes. ¿Pero hasta dónde estamos dispuestos a permitir que eso ocurra?

13 comentarios :

  1. Tener un hijo, además de una responsabilidad enorme y de por vida, es una motivación fortísima. Supongo que hay gente que no puede esperar y que en tiempos de crisis no tiene mejor cosa que hacer, otra gente pensará que si no es ahora el momento no lo será nunca (hay más tiempo para estar con ellos), otra gente los encargará sin querer... No sé, la crisis limita nuestras posibilidades de diversión ;)
    Pero sí, antes no había tantos recursos y se tenía más descendencia... Es curioso cómo sigue pasando en barrios y comunidades de "baja extracción" (menuda expresión fea). Y los hijos salen adelante, mejor o peor, pero nacen y crecen, muchos de ellos son queridos y bien educados, dentro de los recursos que tienen.

    Creo que yo sería una madre horrible xDDD Además no tengo, nunca he tenido, ganas de tener hijos. Y la verdad es que no sé si eso cambiará, si la cosa sigue así lo dudo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo tampoco tengo mucha fe en mí como madre... No sé. Pero veo cada cosa por ahí que creo que es difícil hacerlo peor xD Pero sí, lo de la motivación es verdad. Un compañero de facultad de Betto tuvo un embarazo no deseado con su pareja.... Pues decidieron salir adelante, mudarse juntos...Y mira, mejor o peor lo hicieron. unos años después se casaron - fuimos a la boda, la niña estaba moníiisima- y hace un par de años emigraron a Argentina, tierra natal de la mamá. Supongo que seguirán saliendo adelante. :)

      Eliminar
  2. Yo también sufro de algo parecido, y es que veo últimamente a ex-compañeras de colegio, ex-compañeras de instituto y ex-compañeras de facultad todas con hijos!!! No paro de ver chicas de mi generación que son madres y me hago la misma pregunta que tú ¿llegará el momento en que mi estabilidad me deje ser madre? ¿o es que las chicas a las que veo no están estables ni en su trabajo ni con su pareja y se han arriesgado?
    A mi novio también le brillan los ojos cuando ve un bebé... y eso que al conocerlo me dijo que no creía ni en el matrimonio ni en formar una familia... y ahora soy yo la que le para los pies cada vez que me plantea que seamos padres.
    Puede que sí, que haya una invasión de bebés, y que en tiempos de crisis nos escasee el dinero pero nunca el amor (oh que bonito me ha quedado)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esto empieza a tener visos de objetividad...¡No estoy loca! ¡La invasión de bebés es real! jaja :P

      Jack es muy sensato, pero yo creo que si un día le digo "Vamos", pierde la sensatez, así que me toca ir parando los pies, sí xD

      Qué bonito es todo, jaja :)

      Eliminar
  3. La mayoría de mis amigas están embarazadas, la gente me pregunta que yo para cuándo... y tengo muchas ganas, la verdad.

    Yo tengo una contradicción interna:

    - Ahora no trabajo, no hay mucho dinero, no es el mejor momento.

    - Si trabajara habría dinero pero tendría que dejar a mi bebé con mi madre o en alguna guardería

    Con lo cual personalmente SÍ es el momento pero económicamente NO lo es.

    Y así todos los días :-p

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí mi amiga me dijo: Aprovecha, ahora que no hay trabajo es cuando puedes disfrutar de tu hijo xD En mi caso no trabajamos ninguno de los dos, pero si no fuera así, quién sabe.

      Eliminar
  4. Soy de la primera opción, sin duda. Precisamente cuando las cosas están tan mal, si traes a un niño al mundo más vale que le puedas dar todo lo que necesite para salir adelante, y eso cuesta muchísimo dinero.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo que pasa es que la gente difiere entre qué es lo que necesita un bebé para salir adelante. Eso es algo flexible. Desde luego, yo no creo que haya que traer hijos al mundo a lo loco, pero a veces hay que ajustar expectativas. No sé.

      Eliminar
  5. ¿Sabes Bettie? Yo no puedo tener hijos, afortunadamente tampoco quiero, pero es una decisión personal que concuerda conmigo, con mi mundo, con el de mi pareja y con que no tengo instinto materno. Soy de las que son las tías perfectas...

    Yo no creo que haya que tenerlo todo para poder decir "ya puedo tener niños". De hecho una buena amiga mía perdió su oportunidad. Lo decidieron tan tarde, que al final no pudo ser. Lo perdió y al poco perdió también a su marido, ahora tiene dos trabajos y ya no se plantea ser madre y eso que ella quería varios hijos...

    A veces hay que pensar en qué se quiere de verdad. Si quieres ser madre, si quieres tener hijos, si Jack también quiere... No existe el momento perfecto. El ser humano se adapta y si nuestros abuelos y nuestros padres pudieron salir adelante con nosotros ¿nosotros no vamos a poder? No me lo creo... Los niños no necesitan venir con un pan bajo el brazo, necesitan padres que los quieran, amor, leche de la teta y un pañal y calor...

    Yo lo que no entiendo es una familia con todos en paro y con seis hijos y traer al mundo otro más... Para eso no tengo explicación...

    Ánimo a los dos Bettie, lo decidáis cuando lo decidáis tenéis una tía en la distancia :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estará bien saber que mis futuros hijos tendrán una tía postiza tan buena como tú :) Yo antes pensaba que hasta que no estuviese todo atado y bien atado, no era el momento. Pero últimamente me he dado cuenta de que es casi imposible conseguir eso. Y he vivido de cerca el caso de varias personas que querían, y por unas u otras han perdido la oportunidad. Y no querría que eso me pasara, la verdad. Pero el no aspirar a "tenerlo todo" tampoco quiere decir que tengas que ir a lo loco, casi sin poder sostenerte a ti misma. :P

      Eliminar
  6. Yo no veo la invasión de bebés. Será que estoy en otro momento vital..jejejeje...de mis amigas solo 3 han sido madres. Cuando empecé a trabajar, hace 10 años, sí que hubo invasion de niños en un momento dado. La mayor parte de las parejas están hoy rotas. Y por supuesto supersacrificadas por sus hijos, que como es logico, son lo primero.
    Lo de la invasión de bebés yo solía verlo cuando "tardaba en bajarme la regla" y me acojonaba. Jejeje...
    He pasado por mil fases desde los 20 años. La de estar segura al 100% de que querría ser madre,tanto que pensaba que si a los 35 no tenía una pareja fina sería madre soltera. La de no querer ser madre porque no era el momento. y la actual, que es la de que estyo segura de que no voy a ser madre y ahora mismo ya no estoy segura se si lo hago por convicción o por obligación. Con casi 40 me planteo muchos miedos de cara a la maternidad. en fin...un tema complicado. Mis amigas, las que son madres dicen que si te lo piensas siempre dirás que no. Pero, lo que todas las madres, que es lomejor del mundo a pesar de los sacrificios.
    Aún así creo que para tener hijos hay que tener cierta estabilidad. Antes se tendrían los hijos que fueran,pero también antes los hijos eran mano de obra para la casa. Yo ahora no tengo dinero y me puedo privar de muchas cosas, pero si tuviera un hijo, con él, no podría estar privandole de cenar leche entera, o de darle filetes de ternera, o de comprarle los libros de la escuela...
    Pero esa es mi manera de verlo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Desde luego, tienes que tener ciertos "posibles", pero claro, si queremos llegar a la perfección, a la situación ideal, a lo mejor no llegamos nunca.

      Eliminar

¡Adelante! Deja tu retal :)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...