domingo, 9 de diciembre de 2012

Frivolidad

Soy una persona... cómo decirlo...quizá la palabra sea intensa. Sí, intensa en el sentido de que me suelo tomar las cosas muy a pecho, muy en serio. No es que no tenga sentido del humor, que a lo mejor sí es así, sino que cuando algo me toca, me toca mucho. Me indigno, me pongo nerviosa, me acaloro con facilidad. Me preocupo demasiado, dirían algunos. Sin embargo, yo digo que me preocupo lo justo, porque no puedo preocuparme menos, ni más. Soy así. 

El caso es que debo de ser fuerte -hace unos días mi madre me lo dijo, cuando rompí a llorar sin poderme controlar, y las madres suelen tener razón - porque no colapso. Y digo que no colapso en el sentido de que sí, me caigo, me hundo un tiempo, lloro, paso unos días malos, pero luego sigo adelante. Siempre sigo adelante. Con lo cual, supongo que soy como tengo que ser, ni más ni menos. 

Pero aparte del pataleo y el llanto tengo mis válvulas de escape, como todo el mundo. Y, como todo, lo hago a lo grande, o más bien, a lo bestia: igual que soy jodidamente intensa a veces, otras soy tan frívola que asusto. 

Pero lo necesito. Necesito mis momentos de frivolidad, de reírme de tonterías, de no pensar en nada. Una de cal y una de arena.Cuando cuento a la gente que mi manera de relajarme antes de un examen, o de una exposición, o de cualquier situación tensa, es sentarme un buen rato con mi colección de maquillaje y tunearme a gusto y con calma, escuchando música, flipan. Pero sí, así soy yo. Y tengo claro que el día de la oposición seré la más arreglada de por allí. O por lo menos, la que lleve mejor cara xD. 

Así que si pensáis que estoy atacada por la entrevista de trabajo, os equivocáis. Me he pintado las uñas con un brillo casi transparente, me las he arreglado y me he puesto una mascarilla. Me he enchufado al pc con la música y me he puseto a mirar cosillas, y a escribir este post. Y mañana, ya sabéis, ritual con pinturitas. Yo los nervios los paso antes, pero después, chute de frivolidad, y p'alante. Está bien pasar los nervios antes, y no durante, ¿a que sí? :P






10 comentarios :

  1. Es que cuando una va tuneada parece que va más segura, al menos a mí me pasa, también necesito un ritual tranquilo de maquillaje antes de una cita importante.

    Muchas suerte mañana, un beso :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Menos mal que no soy la única. Cuando lo cuento, la gente me mira raro xD :P Gracias :D

      Eliminar
  2. No eres la única! Hagamos un club de frívolas ante situaciones estresantes! Nunca en mi vida he estudiado el mismo día de un examen (casi ni la tarde antes xD ni siquiera estuve nerviosa para las opos), sólo hago el chorra y así paso los nervios. Eso y el humor/ironía/sarcasmo en los peores momentos, me ayuda a pasarlo todo.
    Suerte mañana y ponte bien guapa!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, yo suelo hacer eso. El día de antes de un examen, si doy un repaso, es por la mañana o eso, suelo apsar la tarde haciendo el chorra, o demás. Y me funciona.

      Montemos un club. :P

      Eliminar
  3. Uy nervios, yo moría cada vez que iba al práctico del coche. Una vez incluso lloré a mares el día antes del examen. ¿Pa qué? Luego resulta que aprobé.

    Yo tb soy de buscar válvulas de escape dónde sea. En una ocasión solté los apuntes que me estaban volviendo loca y me propuse aprender a hacer el nudo de una corbata xD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esas dos cosas suenan muy yo: Los nervios antes del práctico del coche, y lo de dejar los apuntes y ponerme a hacer cualquier otra cosa xD

      Eliminar
  4. El día antes del examen de la oposición me dio por comprarme bolis nuevos. Era mi obsesión.
    Lo de Mujeres hombres y viceversa, ya lo conté en el blog.

    cuando empezó la enfermedad de mi padre, que entonces estaba nerviosa a todas horas, solo me calmaba una cosa: ver capitulos de Cuentamé. Y sigue calmándome. Ultimamente veo muchos mientras hago cosas en la casa.

    ResponderEliminar
  5. Pues sí, cada uno tiene su manera de enfrentar las situaciones. Yo por ejemplo paso nervios dos o tres días antes de los exámenes. El día antes y el mismo día, estoy tal cual XD

    En cuanto a situaciones estresantes, normalmente aguanto mucho, pero mi cuerpo se rebela después justo cuando baja la tensión... Ya sabes... Cuando murió mi padre, fue cuando me dio el jamacuco de no poder moverme y me detectaron dos hernias cervicales por sobrecarga. Un amigo acupuntor unos días antes me había dicho "Llevas un saco demasiado pesado en tu espalda" y, bueno... Tenía razón...

    Hay que ser fuerte, sí, pero no hasta el extremo de volverse inhumano. Y tampoco hasta el extremo de perder la salud innecesariamente.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí me pasa parecido con los exámenes. Alguna vez si he tenido un ataque de ansiedad ha sido días antes.

      A mí a veces también me pasa, cuando pasa el momento, me sobreviene un bajón... Hoy no sé si es por eso o qué, pero me encuentro regular tirando a mal. Como si tuviese resaca? pues igual u.u'

      Eliminar

¡Adelante! Deja tu retal :)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...