jueves, 8 de enero de 2015

Está mal, pero...

Hoy he visto una viñeta relacionada con el atentado contra la sede de Charlie Hebdo, se titula "El hippie, la puta y el bufón". Os aconsejo que le echéis un ojo, para ver si os suena de algo. 

A mí sí. Lo he oído desde ayer varias veces: si se juega con fuego, uno acaba quemándose. O en otras palabras "No está bien que los hayan matado, pero si no hubiesen hecho esos dibujos...". 

No es una mentira, no del todo. Si Charlie Hebdo hubiese dibujado gatitos, por decir algo, habría tenido menos probabilidades de ser atacada como lo fue ayer. Si nos movemos en el terreno de la estricta y absoluta corrección política tenemos menos probabilidades de pisarle los callos a alguien. Eso sí: es cansado, desde ya os aviso. 

Tenemos menos probabilidad, pero no probabilidad cero, eso también es importante. Moverte por la vida es asumir riesgos y hasta haciendo lo políticamente correcto nos pueden lanzar un revés.  Y, por supuesto, hacer lo correcto (a secas) es, en la mayoría de las ocasiones, asumir muchos riesgos. Es en esas ocasiones cuando reconocemos más mérito al agente de una buena acción, ¿no es así? 

La vida humana es o debería ser mucho más que supervivencia. Evidentemente, queremos conservar la vida, es un impulso primario. Pero deberíamos ser capaces de sobreponernos a ese impulso cuando la ocasión lo requiere. No hablo de jugarnos la vida directamente, sino de asumir riesgos, de tomar decisiones que pueden acarrear complicaciones, de acometer pequeñas -o grandes- heroicidades. ¿Para qué? Para proteger a un inocente, para denunciar una injusticia, para conquistar un derecho. Cada uno tiene sus motivos, ¿no? No todos son correctos, claro. Y, por desgracia, parece que los que están dispuestos a dar la vida por motivos incorrectos son muchos en estos momentos.

Supongo que los dibujantes de Charlie Hebdo tenían esto presente. Sabían que se la jugaban, y no en broma. Sabían que asumían serios riesgos. Pero supongo que se sobreponían al impulso de huir porque creían que estaban haciendo lo correcto, porque estaban haciendo algo que merecía la pena. Y sí, eran chistes. 

Quizá esa fórmula con la que se responsabiliza a la víctima, el "No está bien pero...", es una forma de autoconsuelo. Si yo no voy a una manifestación, no me apaleará la policía. Si no llevo escote, no me violarán. Si no hago chistes provocadores e irreverentes nadie vendrá a meterme un tiro entre las cejas. Si no protesto no perderé mi trabajo. Si hago lo que me dicen nunca seré pobre. Es un pobre consuelo, y además una falsedad. Pero aunque fuera verdad cabría preguntarse si merece la pena vivir mirando por el rabillo del ojo y vigilando las esquinas, contando cada palabra y controlando cada gesto para no ofender a nadie. Y, por supuesto, tragando ofensas. 

Hace falta valentía para correr esos riesgos, no lo niego. Mucha valentía. Valentía que yo, por ejemplo, seguramente no tenga. Pero no por eso voy a quitarle el mérito a quien sí la tiene. 


37 comentarios :

  1. Me has leído el pensamiento, pero yo no sabía como escribirlo, así que: Gracias.

    Y prayforParis y la libertad.

    ResponderEliminar
  2. Lo de ayer fue un golpe muy duro para la libertad de expresión, para la libertad en general. Yo no he oído lo de "Si no hubieran jugado con fuego" perp si lo hubiera hecho no me habría callado. Y son los valientes los que cambian el mundo, no los que dicen " Si np hubiera.."

    ResponderEliminar
  3. Es el concepto de victim blaming. Y está bien que exista una terminología específica para esto, porque nombrar algo siempre nos ayuda a conceptuarlo mejor.
    http://es.wikipedia.org/wiki/Culpar_a_la_v%C3%ADctima
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, se utiliza mucho en el tema de las violaciones y las agresiones sexuales. Pero parece que es extensible a todo.

      Eliminar
  4. Tienes toda la razón del mundo, eran valientes y luchaban por sus principios y por que prevaliera la libertad de expresión. Pero esos ignorantes fanáticos, esos asesinos no entienden el significado de esa palabra y las terribles consecuencias las vimos ayer. Ojalá el radicalismo acabe algún dia.
    Besos !

    ResponderEliminar
  5. Tienes toda la razón. Lo de culpabilizar a la víctima se ve en demasiados casos, cuando la verdad es que son los agresores los que lo han hecho mal y no tienen excusa.
    Es una pena que cosas como ésta sigan sucediendo y lo has expresado muy bien (como siempre, no hace falta decirlo :P)
    Bsitoss

    ResponderEliminar
  6. A mí lo que me fastidia es que se está tratando este hecho como un ataque a la libertad de expresión y no nos equivoquemos, no es un ataque contra la libertad de expresión es un ataque contra las religiones del mundo, contra las personas que para ellos son infieles, un ataque contra la libertad de expresión sería censurar algo por ejemplo pero no matar a 12 personas por lo que consideran una ofensa religiosa, a veces hay que tragarse muchas cosas y pensar bien antes de hacer algo en concreto, más si sabes que lo que vas a publicar va a enfurecer a fanáticos que son capaces de todo. Pues en Dinamarce deberían extremar la seguridad porque un diario de ese país también publicó tiras cómicas hace un tiempo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes razón. Es un ataque totalitario, y no es que les moleste la libertad de expresión, es que molesta cualquier cosa que no sea lo que ellos defienden. Pero también he de decir que creo que los dibujantes de Charlie Hebdo y su dirección no publicaban sin pensar. Creo que sabían muy bien el riesgo que asumían. En cuanto a extremar la seguridad, si no es por las tiras cómicas será por otra cosa. :(

      Eliminar
  7. Ayer estuvimos hablando en clase de esto. Muchos de mis alumnos ni siquiera sabían qué había pasado. La información al alcance de su mano pero no la utilizan, no les interesa lo que les rodea. Uno de los que sí lo sabían hizo la misma observación que tú dices, más o menos: es que se estaban metiendo con... sabían a lo que se arriesgaban, que no lo hubieran hecho.

    Estuvimos debatiendo sobre ello. Tocaba el tema del periodismo y los tipos de artículos. Estuve hablándoles de la enorme suerte que tenemos de poder decir lo que queremos, y lo que nos diferencia eso de las sociedades dictatoriales.

    No sé, escuchaban atentos y participaban, pero hay tan poco de crítica dentro de ellos...

    besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Viven en el "se". Dicen lo que "se" dice. Son adolescentes, ya lo sabemos. Lo bueno es que ahí estaba Ro para hacerles pensar un poco.

      Un día puede parecerles mal que llevemos el cabello al descubierto, y matarán a las mujeres que no se cubran. ¿Tenemos que cubrirnos? ¿Tenemos que ceder a todas sus demandas? :/

      Esto, profe, es una semillita. Ayer plantaste una semillita de "duda" en ellos. Germinará en algunos, y eso ya es mucho.

      Eliminar
  8. El mundo y el futuro debe ser de los valientes, los que corren riesgos y se atreven a hacer cosas nuevas, a enseñar, a respetar diferentes formas de pensar...
    En casa lo hemos vivido bastante mal, el Runo estaba casi en shock, es un poco flipante todo. Y luego tenemos que leer cosas como "a ver si leéis un poco, esto no es una cuestión de ahora, esta guerra empezó hace mucho y blablablá". Eran dibujantes y periodistas, coño, y no estaban en guerra sino en su propia oficina.

    Ese victim blaming, como dicen por ahí arriba, hace que me pregunte si todavía estamos viviendo dentro de la serie Mad Men.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. O peor, a veces xDDDD

      Bueno, con lo de la guerra no estoy de acuerdo. Creo que sí estamos en guerra, aunque aún no nos hayamos dado cuenta. Al menos, hay un sector radical que está en guerra contra occidente y contra todo lo que no son ellos, como dice Natalia Viel arriba. Casi diría que es una guerra entre civilización y barbarie. Pero la hay.

      :*

      Eliminar
  9. Lamentablemente he leído también muchos comentarios acerca de que sabían con quién se metían, y quien juega con fuego, puede acabar quemándose.

    Pero más lamentable me parece aún, que muchos de los que el otro día se rasgaban sus vestiduras defendiendo la libertad de expresión, miran por otro rasero cuando las burlas van hacia algo que les afecta directamente a ellos. Aun recuerdo cuando medio país casi le declara la guerra a Francia por los guiñoles que hicieron parodiando la situación de algunos de nuestros deportistas españoles dando positivo en los controles antidoping. Auténticas barbaridades se pudieron leer y escuchar esos días...

    Así que sí, vivimos en un mundo de cobardes, de egocéntricos, de comodones y con mucha, mucha mala leche :(

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, bueno, el sentido del humor lo tenemos todos cuando no se ríen de nosotros, eso es así. Pero bueno, por lo menos esa gente no entra con escopetas en las redacciones de las publicaciones molestas. Algo es algo.

      Eliminar
    2. No pretendía comparar, ni mucho menos. Sólo quería destacar el cinismo de muchos, porque aunque es verdad que no van cargados de escopetas, sus decisiones favorecen conductas que también atacan la libertad de expresión (llamese otorgar libertad para poner firmar leyes mordaza o el auge de partidos de extrema derecha, por ejemplo, que tampoco lo comparo entre sí, pero miran en la misma dirección)

      Eliminar
    3. Evidentemente, son grados. No son comparables, pero son puntos en una escala. Y no deja de dar rabia que se alcen como adalides de la libertad de expresión y prensa cuando la censura les va bastante. No matan, y menos mal, pero ...

      Te entendí. :)

      Eliminar
  10. Respuestas
    1. :* (Me he estado acordando de ti toda la mañana) :P jaja

      Eliminar
    2. Llevo chocada desde el miércoles, no entiendo nada :-(

      Eliminar
  11. No entiendo esas frases de medio culpabilizar a las víctimas... Lo que ha pasado no tiene nombre... El mundo está lleno de fanáticos, y los fanatismos nunca son buenos...

    ResponderEliminar
  12. A veces pienso que si no nos arriesgáramos no hubiésemos evolucionado, no seríamos personas tal y como lo somos ahora.
    Es horroroso lo que ha pasado. Pienso que la religión es algo personal, que no debe afectar a los demás. Y aún hay personas que hacen atrocidades como estas. Otras veces pienso que, claro, debe ser duro que "insulten" a algo a lo que has dedicado tu vida y que crees en ello. Ah, todo sería más fácil si a la gente no le importara los asuntos de los demás...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Evidentemente, que te ofendan no es plato de gusto para nadie. Pero hay otros métodos si consideras que tu honor ha sido dañado o tus creencias maltratadas.

      Si las religiones se quedasen en lo privado todo sería mucho más sencillo...

      Eliminar
  13. :) Muy bueno Betty, empiezas bien el año

    ResponderEliminar
  14. Acabo de ver la viñeta y me entristece mucho :(

    ResponderEliminar
  15. Vivimos en una sociedad en la que muchas personas tienden a responsabilizar a las víctimas de los actos de sus agresores. Triste. Y triste que acciones como ésta busquen sólo una cosa, que vivamos con miedo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y lo consiguen, al menos en parte, porque acojonan que da gusto... :/

      Eliminar
  16. Yo no lo consideraría valentía. A mí, si solo fuera por esos radicales, me daría igual. Pero a los musulmanes no les hace ninguna gracias que se burlen de su religión. Yo creo que debe haber libertad de expresión, pero esta tiene un límite: ""tu libertad termina donde comieza la del otro".
    Con esto, y lo digo claramente, NO JUSTIFICO lo que hizo esa gente, que solo buscan una excusa para matar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No hace falta valor para hacer un chiste, desde luego. Pero para seguir haciéndolo bajo amenazas de muerte...

      En cualquier caso, no creo que una caricatura atente contra la libertad de nadie. Puede ofender, desde luego. Pero todos sufrimos ofensas de vez en cuando. Pueden incluso ofrendernos las prédicas de algunas religiones, y tenemos que aguantarnos muchas veces.

      Eliminar
  17. Yo lo pensé en un principio justamente lo que comentas. Luego ya seguí pensando que eso no les da derecho a los otros para matar a gente.
    Si no hubiera valientes no sé dónde estaríamos. Yo no podría tampoco por eso.
    Es un tema complicado la verdad :S lo de la viñeta por desgracia se escucha mucho y se enseña.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. :/ :*

      Me alegra tenerte de vuelta por aquí :)

      Eliminar

¡Adelante! Deja tu retal :)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...