martes, 23 de agosto de 2016

Tranquila

No pasa nada: te estás encontrando. 

No ha sido fácil. No está siendo fácil. Ni va a serlo. Pero está siendo difícil de otra manera. Ya te has dado cuenta, ¿no? Era mucho más fácil antes, cuando todo lo que importaba era tu corazón y poco más. Era sencillo colgar el teléfono, tumbarte en la cama y poner "El roce de tu cuerpo", de Platero y tú,  y llorar.  Se repetía la rutina unos cuantos días y, bueno, tarde o temprano, pasaba. 

Ahora está siendo distinto, pero no puedes sentirte mal por no sentirte mal. No es justo. No puedes clavarte astillas bajo las uñas para sentir dolor, para recordar que, aunque la mayor parte del tiempo no lo notes, estás caminando sobre vidrios rotos. Lo sabes, sé que lo sabes: tú los pusiste ahí. Pero crees que no sangras lo suficiente. Y no deberías: otras veces has sangrado más de la cuenta. 

Deja de ponerte calificativos, ¿quieres? No eres justa contigo misma. No estás haciendo nada malo. No has hecho nada malo. Si hay un deber sagrado en esta vida es el de intentar ser feliz. Igual de sagrado es hacerlo sin herir a nadie, pero eso es tan difícil... Ser un santo no está al alcance de todo el mundo. Lo sabes, porque a veces has sido tú la herida. 

¿Y qué, si te estás permitiendo disfrutar de destellos de alegría? ¿Y qué, si te estás permitiendo vivir el presente sin hacer planes ni mirar al pasado? ¿Y qué, si a veces ríes con ganas? ¿Y qué, si a veces lates? ¿Vas a flagelarte por ello? 

Sí, te gustaría hablar, pero sabes que no es el momento. Toca silencio, toca fingir. Toca hacer como que olvidas que tienes muy buena memoria. 

Asúmelo, querida: no está saliendo como tú esperabas, pero bien, en eso consiste la vida, ¿no?




12 comentarios :

  1. Es raro porque es diferente, pero no significa que esté mal. Hay que permitirse ser feliz, es el principio de todo, cuando se asumen las propias decisiones y sus consecuencias todo es más sano (aunque a veces se haga difícil). El otro día leí la frase "taking control of your life is healing" y me pareció tan acertada...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, no creas. Yo estoy en modo descontrol casi absoluto xD

      Eliminar
  2. Tú lo has dicho: "no puedes sentirte mal por no sentirte mal"...
    Nada más que decir...;)
    Besos

    ResponderEliminar
  3. Tú lo has dicho: "no puedes sentirte mal por no sentirte mal"...
    Nada más que decir...;)
    Besos

    ResponderEliminar
  4. Yo no digo na porque con el verano que llevo como para hablar... Solo que es bueno salir de donde no se está bien aunque duela y aparezcan los miedos. Y si no duele, pues mejor. En fin, amiga, que esto es la vida. Besazo.

    ResponderEliminar
  5. Yo no digo na porque con el verano que llevo como para hablar... Solo que es bueno salir de donde no se está bien aunque duela y aparezcan los miedos. Y si no duele, pues mejor. En fin, amiga, que esto es la vida. Besazo.

    ResponderEliminar
  6. Tranquila. No pasa nada: te estás encontrando. Personalmente me reconfortan tanto estas palabras. Se me saltan las lágrimas, no puedo evitarlo.

    Pues va a ser que sí, que menudo verano llevamos por aquí.

    Un fuerte abrazo Bettie <3

    ResponderEliminar
  7. Me define mucho más de lo que yo esperaba. Por motivos diferentes, y con situaciones dispares; pero sigues siendo genial y escribes que da miedo.

    Te leo y me sigues encantando, aunque esté un poco a la virulé últimamente.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No te quiero asustar, oye. :P

      Estoy yo también un poco a la virulé, no te creas... :/

      Eliminar

¡Adelante! Deja tu retal :)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...