miércoles, 24 de agosto de 2016

Libro: Instrumental, de James Rhodes.


Este libro me venía RECOMENDADÍSIMO. Una de las recomendaciones que más tuve en cuenta fue la de Ro, porque le tengo ley, y porque cuando ella dice que algo me va a gustar, tengo que confiar en que así será. ¿Habrá acertado esta vez? Vamos a ver.

¿De qué va el libro?

Instrumental es la autobiografía de James Rhodes. En él relata su experiencia vital, marcada por los abusos sexuales que sufrió cuando era niño y por su pasión por la música. Las consecuencias de esos abusos se sienten, como no podía ser de otra manera, a lo largo de toda su vida. Las consecuencias de su pasión por la música, también. 

Hablando del libro...

Había leído reseñas muy dispares de este libro. Podían agruparse en dos categorías, básicamente: 

1.- Es un libro genial, apasionado, honesto, brutal, doloroso, que merece la pena. Un libro que hay que leer, sí o sí. 

2.- Es un libro autocompasivo, el autor se revuelca constantemente en su propia mierda, una vez leídas las primeras páginas no aporta nada nuevo. Prescindible y sobrevalorado.

Yo estoy en el primer grupo, con matices. A ver, a mí el libro no me ha cambiado la vida, como aseguraban algunos lectores, pero sí, reconozco que es un libro interesante, apasionado y honesto. De hecho, creo que parte de esa honestidad es la que provoca que algunos lectores le cojan tirria. El libro es un larguísimo monólogo de James Rhodes, y si James Rhodes no te cae bien, pues supongo que la lectura se hará cuesta arriba. A mí me ha caído bien: creo que el tipo se presenta sin maquillaje ante la gente. Está jodido, sí, y eso se nota. Y sí, a veces es un poco maniático, "victimista" (con muchas comillas: alguien a quien han violado repetidamente cuando era niño tiene derecho al victimismo; lo que quiero decir es que a veces se regodea en ello, pero es que, a ver, lo violaron cuando era niño), pesimista, negativo, obsesivo, narcisista... Pero él lo dice. No lo oculta. Creo que se describe con sinceridad (a veces incluso con brutalidad), y yo no puedo más que aplaudirle. Yo no sería capaz. 

Pero además, es un libro apasionado, porque James Rhodes es una persona apasionada. Al menos en lo que respecta a la música, y esa pasión te llega. Yo no soy una gran entendida en lo que a música clásica respecta (no soy una gran entendida en lo que respecta a la música en general), pero la disfruto. Por eso me ha gustado TANTO el planteamiento de Rhodes: disfruta de la música, vive la música, escúchala sin complejos, pásate las convenciones por el forro de los cojones, y perdón por la expresión (o no). Que le den a los conciertos de estirados, a los programas escritos por catedráticos. La música clásica puede vivirse de otra manera, en vaqueros y deportivas y sin conocimientos previos. 


Pero Rhodes no solo habla de música. Habla de abusos sexuales (evidentemente, han marcado su vida), pero yo no quiero entrar en ese tema. ¿Qué se puede comentar? Nada. Solo que da miedo cómo un niño con unos padres amantes y atentos pudo pasar por eso sin que nadie se diese cuenta (o casi nadie) y sin que nadie hiciese nada. Es que a ver... Es aterrador. ¿Cuántos niños y niñas pueden estar pasando por algo así sin que nadie se dé cuenta? Me pone todos los pelos del cuerpo de punta. 

Y, además, habla de amor. Mirad, me he quedado yo con esa parte, que seguramente no es la más interesante del libro, pero me ha llamado la atención. Quizá porque estoy bastante en desacuerdo con algunas de las cosas que dice y muy de acuerdo con otras. James desgrana, a lo largo del libro, pero, sobre todo, hacia el final, diversos consejos sobre cómo ha de vivirse el amor. También pone por escrito algunas convicciones suyas al respecto. Y bueno, como he dicho, en algunas cosas discrepo muchísimo y en otras coincido una barbaridad.  Os dejo un par de tuits con fragmentos del libro que hablan de esto.




Ains.

Además, no quiero acabar este post sin recalcar lo maravillosa que es la edición de Blackie Books, como todas las que hace. Da gusto leer libros de esta editorial.

¡Ah! Y que sepáis que el libro tiene una playlist en Spotify. Cada capítulo comienza con una pieza de música clásica y una breve explicación sobre ella. Pues todas ellas están recogidas en la playlist y he de decir que leer el libro mientras escuchas la música es toda una experiencia. Genial, vaya.

¿Lo recomiendo? Pues sí. Puede ser que caigáis en el otro grupo y no os guste, pero merece la pena el intento, creo.

Os dejo un trocito...

"Qué espantoso es tener una pasión que dicta cada segundo de tu vida y carecer de la valentía moral para desarrollarla".


Breve, pero intenso, ¿eh?

En resumen, este libro...

He dudado si le ponía el "me encanta", pero bueno... Ahí va.

Ahora voy a seguir releyendo Sandman porque sí. No creo que me dé tiempo a acabar la relectura antes de marcharme, pero necesito leer Sandman because of reasons. Así que nada, ahí estaremos. Y después, pues ya veré.

Bueno, ¿habéis leído Instrumental? ¿Os llama la atención?




20 comentarios :

  1. Hola!
    La portada así estilo retro me encanta pero la verdad es que no es mi estilo de libro...
    Me alegro de que lo hayas disfrutado!
    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo no suelo leer no ficción, pero aún así :)

      Eliminar
  2. Recién terminado hace poco también.
    Llevaba tiempo rumiando el comprarlo, pero como tengo una pila de "pendientes" lo dejaba. Hace unos días, después de una guardia realmente dura, me metí en Amazon y me compré un CD de arias de ópera, otro de piano de Wagner y el libro.

    Pensaba que me iba a flipar y no, me ha gustado, y mucho, pero al final me ha dejado un poco fría.

    A ver, ¿que es autocompasivo? Sí, puede que un poco... pero ¡qué cojones (uso el lenguaje del libro), es un superviviente! Que está "tocado", pues claro... como para no estarlo. Pero que es un tío luchador y que ha conseguido tirar para adelante (por ahora) agarrándose a su pasión, la música, está claro. Y es de admirar.
    De la parte autobiográfica no opino más, no soy quién. Pero me parece un superviviente.

    De su opinión sobre la música clásica... ¡cómo me gustaría ir a un recital suyo! La clásica no es elitista (no debería), no es necesario saber música para disfrutarla (yo soy una analfabeta musical y, ahora mismo, es mi afición favorita). Que no todos tenemos el mismo acceso, puede, pero querer es poder. Está claro que la disfrutas más (o de otra forma) si la conoces, la sabes interpretar, conoces detalles alrededor de una obra... imagino que como cualquier otra forma de arte. Pero lo importante es que, al escucharla, te haga SENTIR. Algo. Y cura, yo cada día tengo más claro que "la música es medicina para el alma".

    ¿Y la playlist? A ver, este tío ha conseguido que me haga "premium" en Spotify. Y que lleve dos consultas con banda sonora (y mi enfermera encantada).

    Pues eso.

    Ah... y ahora que me voy unos días a su ciudad, me ha antojado intentar encontrar entradas para las Proms de la BBC.

    UN BESOTEEEE

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Soy Carlota, pero que esto se me ha vuelto loco y no puedo registrarme con la cuenta que quiero

      Eliminar
    2. A ver si tienes suerte, porque debe de ser toda una experiencia.

      :)

      Yo tampoco soy una entendida, pero, pero pero <3

      Gracias por comentar, Carlota :*

      Eliminar
  3. Vi algunos de los tuits y la verdad es que me llamó..
    lo voy a apuntar a la lista de 1000 que tengo xD (dios, porqué hay tantos pendientes siempre)
    un besito

    ResponderEliminar
  4. Que te voy a decir yo de este libro Bettie, si cada vez que sale su título me pongo ansioso por hablar de él XD

    A mi me gustó mucho. Es cierto que hacia el final el ritmo decae, pero encuentro que es una experiencia única. Lógicamente, no te puedes identificar con todo lo que dice, porque dice muchas cosas, pero sí que subrayé mucho y que a veces me sorprendía que dijera cosas que yo también pensaba.

    Es de aquellos libros que yo siempre recomiendo, pero con muchas reservas. No es un libro para todo el mundo, pero sí uno que la mayoría debería leer.

    Ains... hoy es mi primer día de vuelta a la realidad, he vuelto al trabajo T_T

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, yo lo tengo muy marcado de pegatinitas XDDD :P


      Creo que merece la pena intentarlo. Si no va bien, pues bueno, pero merece la pena probar a leerlo.

      Que la vuelta al trabajo te sea leve, darling :)

      Eliminar
  5. Te leí anoche desde el móvil. Me encantó este libro, pero creo que es como dices, no es para todo el mundo. Una amiga lo empezó y dice que se le puso muy mal cuerpo y no pudo seguir. Mi compañero de trabajo y de radio dice que es un poco provocador, en plan: "mira qué guay soy". No lo sé, supongo que algo de eso hay, pero a mí me revolvió por dentro tanto como me gustó.

    besos, preciosa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo es que no creo que quiera ser provocador, es que creo que es ASÍ. No sé. Pero sí he leído bastantes comentarios en ese sentido.

      Yo valoro mucho la honestidad, y sí, es un poco crudo, pero es que si le sale contarlo así... Así que me ha gustado mucho :)

      ¡Besos!

      Eliminar
  6. Emmm, Bettie, no te lo vas a creer: Me lo he comprado hace dos horas. Sin saber que lo habías leído. Ñein. Ya te diré.

    ResponderEliminar
  7. Emmm, Bettie, no te lo vas a creer: Me lo he comprado hace dos horas. Sin saber que lo habías leído. Ñein. Ya te diré.

    ResponderEliminar
  8. Uff, tu misma lo has dicho, breve pero intenso. No es una narración impecable, pero no le hace falta. Es verdadera. Muy perturbadora también (no paro de preguntarme a cuantos niños les puede estar pasando eso sin que yo me de cuenta), pero es un libro que, sin duda, merece la pena leer.

    Un beso!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Coincido con tu opinión. Con toda ella.

      ¡Besos!

      Eliminar
  9. Yo creo que la recreación está justificada si lo que se cuenta es honesto y con calidad.
    Aún no lo he leído, pero será cuestión de tiempo que algún día lo coja.
    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
  10. ¡Hola! Por lo que cuentas de él, y muchas reseñas que he leído, creo que es un libro que he de leer. Lo que veo es que en su mayor parte debe de ser bastante duro de leer, y quizá haya que buscar el momento apropiado para enfrentarse a un libro así de duro. Ya veremos cuándo, pero lo leeré. A ver qué se cuenta el señor Rhodes. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí no se me ha hecho muy cuesta arriba, ni me ha parecido insoportable, pero depende de la sensibilidad de cada uno, claro.

      Seguro que te gustaría.

      :*

      Eliminar

¡Adelante! Deja tu retal :)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...