jueves, 13 de julio de 2017

Derecho a no hacer nada.

Tenemos muchas vacaciones. No, no los maestros. Prácticamente todo el mundo. Hoy me han enseñado un artículo en el que decían que 8 días de vacaciones son suficientes y que tienen el mismo efecto de descanso que 15. La implicación del artículo, supongo, es que, siendo así, para qué tener tantas vacaciones: con una semanita de nada, un poco más, vamos que chutamos. Tener vida, tiempo libre, ocio, relacionarse... Todo eso está muy sobrevalorado, queridos.

Da un poco de miedo la manera en la que se nos intenta hacer tragar la necesidad como virtud. Ahora no es que nos quedemos en casa porque no tenemos dinero para salir (en un sistema capitalista que solo considera ocio de calidad aquello que se paga), sino que hacemos nesting. Y así con un millón de soplapolleces más. Y estoy harta. HARTA HE DICHO.

Recuerdo cuando me decían: "Trabaja para vivir, no vivas para trabajar". Le veíamos todo el sentido. El objetivo del trabajo era proporcionarte los medios para poder disfrutar de tu vida con la mayor calidad posible. Y trabajar más solo tenía sentido si te permitía disfrutar más de tu vida. Ahora parece que el fin del trabajo es única o, al menos, primordialmente, el trabajo mismo. Por eso está mal preguntar por el salario o por el horario en una entrevista. Por eso se ofrecen puestos de trabajo con dedicación completa sin remunerar. Por eso, sí, porque somos gilipollas.

Es que hay gente que lo compra, y no solo eso, lo defiende a capa y espada como verdad universal, y todo el que piense de otra manera es poco menos que un parásito. Sí, tener aspiraciones más allá de pasarse la vida trabajando es de vagos y parásitos.

Pues, qué queréis que os diga, yo estoy muy a gusto de vacaciones. Y ojo, que soy una afortunada: tengo un trabajo que he escogido y que, con sus malos ratos, me gusta, un trabajo en el que puedo sentirme realizada. Eso no quita que quiera tener tiempo para aprender cosas, disfrutar de mi gente, hacer actividades culturales, o, por qué no, para NO HACER NADA.

Ese es, básicamente mi plan para este verano. No hacer nada. Descansar mucho y perder el tiempo. He estado una semana en la playa paseando por el paseo marítimo, a remojo en la piscina y tirada por ahí. Y ha sido maravilloso. Y en lo que queda de verano no tengo muchos más planes. Descansar y pasar buenos ratos. Fin de la historia. Ni siquiera he planeado ningún viaje de esos que luego luces en Facebook. Nada. Y no me pesa.

Desde aquí quiero reivindicar el derecho a no hacer nada y a disfrutar de lo que cada uno haya ganado con su esfuerzo como quiera o pueda, ea. 


12 comentarios :

  1. El fin del trabajo se ha convertido en el trabajo mismo. -_-

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuando empezamos a confundir medios y fines tenemos tendencia a liarla. Eso para la próxima clase. :*

      Eliminar
  2. Yo soy de siempre de las personas que piensan que necesitamos tiempo para hacer NADA. Y es que no todo en la vida tiene que tener un objetivo, no todo tiene que ser productivo. A veces precisamente ese es el fin: parar. Reducir al mínimo las revoluciones de la vida de hoy. Te aplaudo. Yo también reivindico el derecho a hacer nada :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo sé. Eres de esas personas que siempre se han mantenido fieles a esa postura. Y en eso, como en otras cosas, te idolatro :D

      Eliminar
  3. El tiempo de descanso de cualquier actividad profesional es absolutamente imprescindible y necesario. A lo que las personas destinen su tiempo de descanso entra en el terreno estrictamente personal y a nadie debe incumbirle y en último término debe ser respetado. HE DICHO.

    Le estoy tomando gusto a esto de compartir mis pensamientos en los asuntos propuestos por el blogger. El tema de hoy lo merecía porque en este asunto "TODOS UNIDOS CONTRA EL ABUSO". Que no nos vendan la moto señores, ya está bien de intentar hacernos sentir culpables por desear lo que nuestra propia naturaleza humana nos demanda: TIEMPO PARA NOSOTROS, para dedicarlo a lo que nos de la gana y sin sentimientos de culpa, y no porque lo merezcamos sino porque lo necesitamos. Es lo natural y lo sano. Y queremos una sociedad compuesta por ciudadanos sanos ¿o no? ¿Acaso no opináis lo mismo?

    Besos y muchos abrazos y disfruuuuteeeeeeennnnnnnnnnnnnn ...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exacto. Necesitamos desconectar. Necesitamos VIVIR para nosotros también. O eso creo, vaya xD

      Besos!

      Eliminar
  4. Yo empiezo a sospechar que la gente que considera vaga a otra gente por no hacer nada es gente muy aburrida por dentro. O incluso muerta.
    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Puede. La gente que se aburre en vacaciones... JUM!

      Eliminar
  5. Hace tiempo que he hecho mío el lema de trabaja para vivir... Y me da igual que esté mal visto. Aquellos que defienden el trabajar sin parar o a todas horas, me sabe mal, pero tienen un serio problema con la vida que llevan.

    Agur!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues la verdad es que sí. Porque el trabajo debe ser lo único que tienen en la vida...

      Eliminar
  6. Pues yo pienso hacer lo mismo que tú, disfrutar todo lo que pueda de mi muy merecido descanso. Cuando me apetezca vaguear,pues eso..., leer, salir, viajar, bailar, dormir. Y por encima de todas las cosas, reir, reir mucho e intentar ser feliz.

    Disfruta de tu verano, que te lo has ganado a pulso.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Elena. Y tú disfruta del tuyo :)

      Un abrazo :)

      Eliminar

¡Adelante! Deja tu retal :)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...