Por dentro soy de colores.

Se le nota en la voz, por dentro es de colores,
y le sobra el valor que le falta a mis noches.
Y se juega la vida
siempre en causas perdidas.
Ojala que me la encuentre ya entre tantas flores.
Ojala que se llame amapola,
que me coja la mano y me diga que sola...
No comprende la vida, no.
Y que me pida más más más más, dame más.
Y que me pida.
Es capaz de nadar en el mar más profundo.
Igual que un superhéroe, de salvar al mundo.
Donde rompen las olas
salva una caracola.
Ojala que me despierte y no busque razones.
Ojala que empezara de cero,
y poderle decir que he pasado la vida
sin saber que la espero, no.
Y sin que me pida más más más más, dame más.
Sin que me pida.



Se me nota en la voz: por dentro soy de colores. Cuando hablo desde el corazón, desde el entusiasmo, mis palabras toman forma de sonrisa. Tengo magia dentro del pecho y un laboratorio de alquimista en la cabeza. Si pudierais ver a través de mis ojos... Y hay quien ha podido. Pasear conmigo es redescubrir un camino mil veces andado, visitar una ciudad por primera vez después de muchas veces. No hay detalle, por pequeño que sea, que no crea merecedor de una canción. Desde que dejé de creer en el cielo tengo claro que los otros pueden ser el infierno o el cielo. Yo apuesto por ser lo segundo. Y a veces, como todos, estoy gris, claro. Pero hasta en esos momentos se me notan los colores en la voz. 

Comentarios

  1. Tú eres de colores por dentro y por fuera...

    ResponderEliminar
  2. Totalmente como dice Rosa :D
    Y has escrito algo realmente bonito de ti misma... ¿te das cuenta? :)
    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

¡Adelante! Deja tu retal :)

Entradas populares de este blog

Cómo aprobé el nivel Avanzado de la EOI preparándome por mi cuenta.

Tontos-a-las-tres.

Economía vital.