martes, 18 de agosto de 2015

Gloriosas equivocaciones.

Un haz de luz la golpea en los ojos despiadadamente. Llevada por el instinto se cubre con las manos e intenta intuir lo que la rodea a través de las rendijas que forman sus dedos. Cuando lo consigue el corazón se le para durante un instante. 

Reconoce el lugar, sí. Ha estado cientos de veces en este dormitorio, pero ahora todo parece distinto. Contiene el aliento, temerosa de que un leve suspiro pueda explotar la burbuja del sueño porque, ¿qué puede ser aquello sino un sueño?

Se incorpora en la cama con lentitud y se lleva una mano al pecho. A su izquierda, durmiendo sin sueños, él. Sus piernas todavía están atrapadas en el enredo en el que se han convertido las sábanas. Se inclina, apoyándose sobre las rodillas y descubre las ropas de ambos revueltas, como si perteneciesen a un mismo ser. De repente toma conciencia de su desnudez y se cubre torpemente con las manos. "¡Qué estupidez!", piensa. "Si no me está viendo nadie..."

No. No ahora. Pero anoche la vio. Y ella lo vio a él. Los recuerdos vuelven a su mente vívidos, tan cargados de sensaciones que ha de silenciar un gemido. ¿Cómo ha podido pasar?

No es que no lo hubiese deseado. Durante los años que había durado su amistad solo había tenido ojos para él. Desde luego, no se había dedicado a guardar fidelidad a ese amor que no era más que un deseo. Se había acostado con otros, con muchos, pero lo hacía como los que conversan en una sala de espera: para pasar el tiempo y paliar la soledad. Y ahora estaba allí, con él...¿qué debía hacer?

Una angustia la aborda de pronto. ¿Y si lo ha estropeado todo? ¿Y si el disfrute de una noche la priva de él para siempre? ¿Y si han perdido lo que tenían? Piensa en huir, como acostumbra, antes de que su amante despierte y así evitar despedidas, explicaciones y excusas. Solo que esta vez sería ella la que pediría con desesperación mal disimulada que la llamasen.

¿Qué había podido ser aquello sino un error? La noche es caprichosa y hace y deshace a su antojo con los que se entregan a ella, pero el día es el reino de la verdad y, a su luz, los sueños se disipan como la niebla. Recoge su ropa interior, su camiseta, sus vaqueros y sus deportivas y se dispone a salir de la habitación llevándose consigo el recuerdo de aquella noche maravillosa e irrepetible.

Pero no puede. Cuando su mano está ya posada en el picaporte algo la obliga a volverse y mirarlo. Entonces redescubre su sonrisa y empieza a pensar que, si aquello es una equivocación, es la más hermosa que ha cometido en su vida, así que...¿por qué no meter la pata hasta el fondo? 

Deja su ropa en el suelo con sumo cuidado y vuelve a la cama. Lo abraza, pegando su pecho a la espalda de él y comienza a besar su nuca. Mientras él se estremece ella gesta la certeza de que acaba de firmar su sentencia, de que ahora sí, no habrá redención para su alma. Pero lo que lamenta, curiosamente, es no haber tenido el valor de entregarse antes. 

Fuente


***

A veces para acertar hay que equivocarse.

Este es un relato con banda sonora. Esta, en concreto.



¿Cuál le pondríais vosotros? 


(Rosa, no me digas que Still loving you, jajajaja :*)

12 comentarios :

  1. Yo es que soy un clásico, no lo puedo evitar:

    https://www.youtube.com/watch?v=gkKKLFjSxbc

    Te quiero, erótica mía <3

    ResponderEliminar
  2. Jajajajaj.... Vaaale... cambio de canción... pero no de banda... Voto por "Always somewhere"... ¿vale?...:)

    Me gusta que cuentes historias que le han pasado o le pueden pasar a cualquiera.

    Un besote

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vale, aceptamos barco con mucho gusto.

      A mí también me gusta, ver situaciones cotidianas como algo mágico e intentar transmitir la magia. No siempre sale, pero bueno :D

      Eliminar
  3. A bote pronto, me viene "Me equivocaría otra vez" de Fito.
    Y joer, si a veces por acertar fallamos, tal vez tengamos suerte y un error nos lleve al acierto. Ojalá.
    https://www.youtube.com/watch?v=HjF3E2zGNkg
    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bastante obvia, sí, no se me había ocurrido. :)

      Seguro que sí. Pero hay que estar dispuesto a equivocarse :D :*

      Eliminar
  4. Oh, por fin algo distinto a la típica noche loca y a la despedida de después. Guau.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajaja, no, mujer, no he inventado nada. Historias así, a montones. :)

      Eliminar
  5. "Ha sido divertido, me equivocaría otra vez". Así me gusta, Bettie J, que alguien salga de la friendzone aunque sea en relatos y cogiendo el toro por los cuernos :3

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así, a las bravas. Y quién sabe, lo mismo hasta les sale bien :D

      Eliminar
  6. Ya no sé qué decirte, solo que lo he compartido por todas partes xDDDD
    ♥♥♥

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuando Lansy se dedica a ponerse al día es un peligro!!! :D

      Gracias, darling :)

      Eliminar

¡Adelante! Deja tu retal :)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...