viernes, 15 de noviembre de 2013

Recortes en amabilidad y buenos modales.

Si este post lo hubiese escrito Mibicicleta (no tienes nombre O_o xD) se titularía algo así como: "Enemigos del ciclista novato: los conductores subnormales". Bueno, a lo mejor lo de subnormales no lo ponía, pero a mí no se me ocurre una manera mejor de describirlos: se trata de ese tipo de conductor que, haga lo que haga, y aunque sepa que lo está haciendo mal y se está pasando las normas por el arco del triunfo, se pone chulo cuando se lo dicen. Pero que muy chulo. Querida "mibicicleta", este post va por ti, porque me acordé mucho mientras presenciaba este despropósito.

Íbamos Jack y yo paseando por la acera, tan tranquilamente. Ni siquiera reparamos en que en esa calle había carril bici, porque no estaba sobre la acera -como está en ciertas partes de la ciudad-, sino que estaba marcado en la calzada. Pero bien marcado: con su línea contínua y su bici dibujada, la mar de majo.  Pues bien, como decía, no habíamos reparado en él, hasta que oímos, algo por detrás de nosotros, a un señor gritando con muy malas pulgas.

- ¡¡¡¡QUÉ HACES HACIÉNDOLE FOTOS A MI COCHE!!! ¡¡¡¿QUIÉN TE MANDA HACERLE FOTOS A MI COCHE?!!! ¿EHH? ¿EHHH?

Jack y yo nos damos la vuelta y vemos a un chico montado en una bici plegable, con el móvil en la mano. Estaba fotografiando un coche bastante grande aparcado encima del carril bici sin miramientos. 

El señor no era un jovencito, precisamente, y venía acompañado de otro caballero, tampoco jovencito. Pues ambos se pusieron como bestias con el chico. Este, sin levantar el tono de voz, les dijo que estaba haciendo una foto porque no se podía aparcar ahí. Que si no estaba conforme, llamaban a la policía.

- ¡¡¡QUÉ POLICÍA NI QUE NADA!!! ¡¡¡QUE NO LE ECHAS FOTOS A MI COCHE!!!

A lo que el otro señor añadió:

- ¡¡¡TE VAN A TOCAR LA CARITA UN DÍA EHHH!!! Y TE VAS A IR A CASA CONTENTO Y CALIENTE. ESO ES LO QUE TE VA A PASAR.

A todo esto, yo tenía el bolso abierto para sacar el móvil y llamar a la policía y no teníamos pensado irnos hasta que aquello no se solucionara: parecía, de verdad, que el par de dos iban a zurrar al chaval. 

Finalmente no pasó nada. El señor se subió a su flamante coche, el chico le hizo la foto, y el otro señor se fue, murmurando, por la calle. Nosotros nos fuimos, flipando. 

Y yo me pregunto...¿en serio? ¿Además de aparcar donde te sale del real nabo vas de chulo por la vida? Que la escena habría sido diferente si el señor hubiese salido disculpándose y diciendo que enseguida aparcaba el coche. Todos sabemos cómo son las ciudades. A lo mejor había parado para hacer algo urgente y rápido. Aunque, conste, el coche no estaba parado, estaba estacionado. Mal estacionado, pero estacionado. En cualquier caso, aunque no lo hubiese hecho bien, una ración de buenos modales habría cambiado mucho la situación, ¿no creéis?

Me pregunto también qué problema tienen los muchos conductores con los ciclistas -y a veces muchos peatones también-, que o bien les obstaculizan el paso o bien les ignoran como perdonándoles la vida. 

Y me pregunto, por último, si tan cara se vende la amabilidad y los buenos modales últimamente. Que a lo mejor la gente, con esto de la crisis, no se los puede permitir. O a lo mejor es que, directamente, los han recortado. Porque lo que no creo es que hayamos sido amables y educados, ni que hayamos tenido un buen comportamiento cívico, por encima de nuestras posibilidades.


22 comentarios :

  1. Luego, en otro de nuestros paseos, íbamos por la acera y (no se si te diste cuenta) nos apartamos para dejar espacio a una bici que venia de frente. Al pasar a mi lado, el ciclista, un chico joven, sudamericano, me dijo un "perdone" que me dejó completamente descolocado, aunque llegué a responder un "no pasa nada" que me salió casi automático. Es mi respuesta clásica ante una sorpresiva muestra de los mas mínimos modales. Porque hoy en día ya parece casi cosa de ciencia ficción escuchar un "gracias", un "por favor" o un "perdone"...

    En fins...


    I <3 U

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No me acuerdo de eso. Pero sí, es verdad que ya se hace hasta extraño u.u'

      Eliminar
  2. Eso me recuerda que ayer, en el centro comercial, un chico pasó al lado de nosotros con una niña en brazos, una niña de unos 4 años con ganas de echarse a correr porque pataleaba en los brazos del padre. Y al pasar junto a nosotros, la niña le dio golpe a mi novio. Mi novio se paró en seco, más bien para dejarlos pasar y así alejarnos de ellos, que la niña tenía ganas de fiesta. Pero el hombre se paró, mandó callar a la niña y le pidió disculpas a mi novio, y mi novio no pudo sino quedarse asombrado porque hace muchisimo tiempo que no veía un padre que se disculpa por las acciones de un hijo, como tampoco veo un conductor que se disculpe por aparcar con el culo o un peatón que cruza por donde no debe y está a punto de ser atropellado...
    No se si será casualidad, pero me pasan muchas situaciones como las de ese chico de la bici... o será que yo comprendo el mundo del revés y ser educada y cívica es lo que no se lleva.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya ves. Menuda escena paranormal. ¿No llamaste a Iker Jiménez automáticamente? :P

      Parece ser que no, que no se lleva.

      Eliminar
  3. Valiente y muy cívica la actitud del chaval, todos teníamos que poner contra las cuerdas a los "pobres seres" que no tienen EDUCACIÓN, al menos que se vean coartados por sus conciudadanos, además de las fuerzas del orden. Recortes en Educación, un despropósito mayúsculo. Ella es una de las piedras angulares para avanzar, es un arma de construcción masiva y convivencia.

    En este caso, sería ideal, en vez de multas en metálico, cursos de reeducación vial y cívica para condonar la multa.

    Saludos Calados.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues la verdad es que sí, hace mucha falta más educación cívica. No sé, no lo tenemos claro, pero desde recoger los excrementos de las mascotas, o no tirar papeles, o reciclar, o no ocupar pasos de peatones o carriles bici... No tenemos nada claros ciertos conceptos.

      Eliminar
  4. La situación que explicas es muy triste, pero mucho más habitual de lo que creemos. Yo, sin ir más lejos, la semana pasada hice la foto de un coche que estaba amablemente aparcado en el parking reservado para motos y donde yo, por descontado, no pude dejar la mía. Pues le hice una foto y la colgué en mi twiter personal, ocultando su matrícula, para mostrar el civismo de algunos conductores.
    Supongo que ese señor se pensó que el chico le estaba haciendo una foto para pasársela a la policia o algo por el estilo, y por eso se puso hecho una furia. Porque se creen con derecho para aparcar mal pero luego, que no los multes, que se enfadan....
    Gran entrada, un beso !

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vaya tela marinera u.u' Y luego está el tema de las plazas para minusválidos. No, si nos ponemos a sacar, y no acabamos...

      Eliminar
  5. Muy bien traido ea este post esa actitud que últimamente abunda de chulería y amenazas hacia quien consideramos inferior. No creo que sea cuestión de recortes, aunque nos hayan recortado hasta la respiración, creo que es actitud prepotente de quien se considera más por tener más, nada más lejos de la realidad, los valores no se miden por cuanto dinero tienes en la cartera!

    ResponderEliminar
  6. ¿Queremos hablar de los que aparcan en las plazas para personas con discapacidad? `-´

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué te voy a contar. Mi madre, por desgracia, tiene una de esas plaquitas que hay que pedir para poder usarlas... Pues más de una vez nos hemos encontrado con que la plaza estaba ocupada, si no por alguien que no la necesitaba, al menos por alguien que no había puesto la tarjeta ¬¬

      Eliminar
  7. Jejeje...curiosamente acabo de escribir un post en esta línea, solo que sobre otro tema.
    Nos falta educación, sin más. Y a veces nos sobra testosterona. Pero educación cívica nos falta muchaaaaaa. En este caso el ciclista es perjudicado, pero también muchisimos ciclistas incívicos, ultimamente los veo a montones. Saltandose semafóros, metiendose entre coches, yendo por las aceras (rápido, como si fueran solos), poniendo en riesgo lo primero sus vidas, muy frágiles sobre una bici. Pero también son incívicos los que cacaperros. Esas personas que se creen que la calle es un water perruno puesto ahi para la mierda de sus canes. Lo de fumar ya lo cuento en mi blog. No he hablado de los tiracolillas. El mundo conductores está lleno de faltas de respeto. Con el uso de los móviles...desde los que hablan a grito pelado, pasando por los que nos deleitan con SUS GUSTOS musicales, hasta los amigos que se pasan el rato que están con nosotros guasapeando.
    Puaj, y no digas nada, ¡porque entonces eres una polémica y una quejica!
    Que hartura de civilización tengo ultimamente.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hartura de civilización, sí señora. Ese es el problema que incívicos los hay, -o habemos- a puñados. Y de todas clases. Ahora leeré ese post :)

      Eliminar
    2. Perri, me sumo totalmente a cada palabra que has escrito... Puaj...

      Eliminar
  8. ¡Ay que me da! Creo que en estos momentos tengo cara de panoli con una sonrisa de oreja a oreja ¡Qué me has dedicado un post! ¡Como gelatina tengo las rodillas de la emoción!

    No podrías haberlo expresado mejor. Creo que el título no puede ser mejor; porque subnormales hay a patadas por toooodas partes. ¿Tú crees que tendrán algún gen idiota que les hace pensar que son los dueños del universo y que el resto debe rendirles pleitesía? Porque otra explicación no se me ocurre para semejante memez.

    Eso sí, el ciclista le echó pelotas al asunto. Si a mí me vienen dos tarugos diciéndome cosas como esas me cago ahí mismo de miedo.

    Muchísimas gracias por contarnos esta historia; más que nada porque estas cosas son las que te abren realmente los ojos.

    ¡Ah! y que me has hecho muy feliz.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uy, por dedicarte un post, ya ves tú qué cosa. Pero es verdad que mientras veía todo aquello pensaba en ti. Y me preguntaba si allende esas tierras la gente es igual de .... en fin. Eso.

      Muáaaaaaa.

      Pd: tenemos que investigar lo del gen idiota.

      Eliminar
  9. A esos dos sí que le hacían falta un par de hostias.

    Yo hace un par de años, quizá tres, hice algo de lo que no me siento orgullosa: tenía el coche aparcado y cuando fui a sacarlo para recoger a esposo en el trabajo había otro coche aparcado delante impidiéndome la salida.

    Pité, esperé, pité, volví a esperer, volví a pitar, volví a esperar y entonces llamé a la policia local. En lo que esperaba a que llegaran: volví a pitar y esperar y así en bucle.

    La gente asomada a los balcones del rato que llevaba yo pitando.

    Viene el subnormal del otro coche, riéndose y me dice que si es que tengo prisa y le contestó que si es él es subnormal.

    Cuando saqué el coche él metió el suyo (lógico), a mi vuelta de recoger a esposo me pasé por su coche, y digamos que apoyé sutilmente las llaves de mi casa por todo el lateral de su coche.

    No me siento orgullosa pero es que me crispó su forma de tratarme

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Sabes que por eso se va al infierno? xD

      Bueno.... A ver... No voy a justificarlo. Pero puede decirse como dicen en Chicago.... "He had it coming" xD

      Eliminar
    2. El infierno va a ser frío al lado de lo que me espera xD

      Eliminar
  10. De esto hemos hablado en clase. Nuestra profe nos dijo que regalando una sonrisa a alguien, nos va mejor a nosotros mismos que a quien la recibe. Era dicho de otra manera, pero algo así xDDD
    Yo la verdad es que sí, cuando sonrío y soy amable con alguien, es que me siento genial. Bastantes problemas hay ya como para amargarse uno solo. Y quién sabe, igual alegras el día a la otra persona.
    Lo que tiene huevos es que sea raro encontrarte con alguien amable, y no al revés. La balanza debería estar invertida T_T
    Me acabo de acordar de una cosa que me pasó a mí el otro día xD
    Iba con la perra por la calle y se puso a oler una esquina de un local. Había pis de otro perro vamos, pero ella solo olió y se fue para delante. Por detrás escuché a un hombre vociferando, cagándose en los putos perros, que se fueran a mear a su puta casa, que él no iba a mear a las suyas.
    Yo me descojoné, me quedé flipando y luego me cabreé porque lo dijo cuando mi perra se puso a OLER únicamente. Me da rabia porque tanto mi perra como yo somos limpias (alguna vez ha meado en la acera, pero en la parte exterior) y que se generalice pues no me mola.
    Igualmente las cosas se pueden decir con otras formas, que si dices algo a alguien a grito pelado y con insultos, lo que vas a conseguir es el efecto contrario.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí, porque si alguien te viene gritando no te predispone a negociar. Ni siquiera a hacerle caso.

      Eliminar

¡Adelante! Deja tu retal :)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...