lunes, 5 de noviembre de 2012

Diario de una opositora: dudas, dudas y más dudas.

Desde que empecé con el lío este de preparar las oposiciones he tenido varios momentos de crisis, pero este último ha sido -está siendo, más bien- de los gordos. Tengo dudas acerca de TODO. No sé si es algo normal o soy yo, que tengo un caracter un poco obsesivo para estas cosas. A ver si alguna de las que tenéis más experiencia en esto me lo decís.

Tengo dudas metodológicas. No sé si lo estoy haciendo bien. Esto me ha pasado siempre. Durante la carrera, por ejemplo, cuando tienes un profesor que no conoces, y haces un ensayo, unas prácticas o lo que sea, no sabes si estás dando el enfoque que realmente esa persona quiere. No sabes si estás haciendo las cosas según los criterios que se esperan. ¿Querrá más teoría o más ejemplos? ¿Mas reflexión o más resumen? ¿Querrá creatividad o algo más estándar? ¿Qué querrá en el exámen? ¿Algo original o que le suelte el rollo que nos ha estado contando? No sé si sabéis lo que quiero decir. Lo que pasa es que en la carrera, más pronto que tarde acababas sabiéndolo, si entregabas algún trabajillo, según la calificación, y si no, a lo largo del cuatrimestre ibas conociendo al profesor y sabías de qué pie cojeaba. Esto es mucho más... drástico. No puedes saber realmente qué se espera, así que todo queda a tu criterio. Y la pregunta acude, de vez en cuando, y se queda flotando sobre una como una nube negra: ¿Y si lo estoy haciendo todo mal?

duda


Y esto nos lleva a las dudas teóricas. Porque una salida a eso es buscar una guía. ¿Qué guía podemos encontrar en este punto? Los temarios confeccionados. ¡Mec! ¡Error! Los temarios, al menos el que a mí me facilitaron, y del mismo modo los temas de muestra que he encontrado por Internet, en las webs de las academias, son una cosa totalmente inútil. Temas con una media de 40 páginas mecanografiadas, ¿estamos locos o qué? Que, por otra parte, se adecúan al enunciado del tema  de aquella manera. Una máxima que los profesores de filosofía repiten/repetimos es: ante cualquier pregunta, no sueltes todo lo que te sabes del autor, CONCRETA. Si no, parecerá que te has aprendido un tocho de memoria y que lo sueltas, sea cual sea la pregunta. Pues esto pasa con los temarios. Empirismo y ciencias morales, y te sueltan toda la teoría del conocimiento. Claro, es de suponer que ante un tema de 40 páginas, luego tú tienes que elaborar un resumen, pero claro, ahí estamos en las mismas...¿qué criterio tenemos?  Supongo que los temarios se completan con la asistencia a una academia, cosa que a) no me puedo permitir b) es jodidamente difícil en el caso de la oposición de filosofía: no salen grupos.  Podría buscar un preparador, pero volveríamos a la opción a.  Así que estoy sola ante el peligro.  ¿O no?

Porque esto nos lleva a la siguiente opción, que me genera dudas cuasiexistenciales. Para orientarte un poco más en este magma, puedes, directamente, preguntar a la gente. Ocurre que no tengo ningún conocido cercano que haya aprobado al oposición de filosofía, pero creo que de tenerlo tampoco sería de mucha utilidad, y os digo por qué: en el Máster, cada profesor nos dio una visión distinta, unos consejos distintos, e incluso contradictorios, de cara a las oposiciones. Y puede una decir "quizá es porque son de generaciones distintas". Y entonces te metes en San Google, para buscar consejos, experiencias, opiniones. Y la cosa no mejora. Hay quien te dice que si no vas a una academia, no aprobarás. Quien te dice que las academias son un sacacuartos y que a veces hasta te ralentizan, que mejor un preparador. Hay quien te dice que hay que elaborar los temas personalmente, quien dice que los temarios elaborados son una maravilla y quien dice que son producto del demonio. Hay quien te dice que lo importante es la parte de la programación y la unidad didáctica, que lo otro casi no importa. Y hay quien te dice que no importa lo bien que lo hagas y lo que estudies: puedes sacar un 10 y no obtener plaza.  Así que lo mejor es dejarte el dinero en hacer cursos que se puedan convalidar luego en la fase de concurso. Descartado en mi caso.  Así que una ya acaba dudando de la existencia de la realidad externa, de las otras mentes, y del sentido de todo en general. 


duda interrogante


Y luego están las dudas sobre una misma, causadas probablemente por todas las otras dudas anteriores. ¿Seré capaz? ¿Estaré tomando las decisiones correctas? ¿Es bueno mi criterio? Ahora mismo estoy con Kant, un hueso duro de roer, terror de todo estudiante de Filosofía porque, precisamente, es una gran figura de lo nuestro. Y quizá por esa presión que nos meten, inculcándonos que tenemos que sabernos su filosofía con puntos y comas incluídos, le tenemos cierta manía y cierto miedo. Como si nunca fuésemos a ser capaces de hacerlo bien. Y me he sorprendido a mí misma, que creía que no sabía nada de Kant, entendiendo bastante bien lo que llevo hasta el momento. ¿Serán todas éstas dudas y temores infundados?

duda

Ante esta situación me viene muy bien una de las citas que me puse en la agenda hace unos meses: "A veces en la vida hay que saber luchar no solo sin miedo, sino también sin esperanza". A. Pertini.

4 comentarios :

  1. Primero: cada cual te va a contar la feria como le ha ido a él personalmente. Así que no se si es bueno escuchar muchos consejos y opiniones.

    Yo pasé de escuchar a la gente. Ya lo he dicho mas veces. fui a una academia porque no tenía ni idea, puta idea, de que iba la oposición. Y necesitaba que alguien me lo dijera.
    Tú lo sabes, has hecho el master de formación.
    Yo pasé de hacer caso a la gente. Tenía mi motivación, que era que quería hacer eso: prepararme la oposición y me dio igual todo lo demas.
    Temario? que piden? NO TENGO NI PUTA IDEA. Y aqui sale mi lado "nolohesuperado". Yo hice un examen, segun mi criterio de 9, y saqué un 5...NOLOHESUPERADO...
    Consejo: meteté en la anterior convocatoria de oposición y leeté todos los documentos relacionados con la misma. En la propia convocatoria ponen el baremo según el que van a corregir. Se valora mucho, eso sí: presentaciópn y exposición del tema. Y siempre habrá quien te diga que saliendoles un tema que se sabia genial (mi caso), hizo un examen malísimo...los nervios no saben como te traicionan. Valorar mucho también que empieces el tema con una introdución, explicando lo que les vas a contar y que al final hagas una conclusión.
    Consejo: fiaté de tí misma. Eres buena estudiante, te expresas genial. Cree en tí. Quien te corrija posiblemente sepa MUCHO MENOS QUE TÚ EN ESE MOMENTO sobre el tema.

    Vale todo, en la opo, vale todo. Eso de que vale mas la parte de la programación y las UUDD, ¡¡¡una porra!! y más ahora que el examen de tema es ELIMINATORIO. Cuanto mejor sea tu examen, mejor la nota...todo mejora.

    No escuhes a los cenizos. No leas mucho sobre la oposición. Cuando lo hagas tendrás tu propia opinión. Y tardarás un tiempo en saber qué ha pasado, en analizar el proceso.
    Mi consejo es que DISFRUTES EL CAMINO. Que creas en tí y que seas constante. Creo que ese es el camino. Y sí, se puede sacar un 10 y no sacar plaza...pero eso no debes ni pensarlo.Eso ahora no es tu problema.

    Busca la convocatoria de la oposion passada en la web de de la consejeria y ahí igual estan los baremos por los que se rigen.

    Besos y animo!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Voy a buscarlo, no lo había pensado. Pero sí, tienes razón en que lo mejor será hacer lo que yo crea, porque así, si la cago, pues la cagaré yo, con mi responsabilidad XDDD :P Gracias gracias gracias!

      Eliminar
  2. Ainss yo ando igual con la Tesis, año y medio escribiendo y aún no me ha corregido nada mi directora. Ya le estoy pasando capítulos y dice que comienza en breve ¡va a ser una masacre!
    Mua

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues se supone que la Tesis si que es guiada, no? jajajaja

      Eliminar

¡Adelante! Deja tu retal :)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...