lunes, 30 de abril de 2012

No mires, no escuches. Calla.

Aunque sé que la gente no lo hace con mala intención, últimamente no paran de decirme:
 "No veas las noticias", "Deja de ver eso, que lo único que consigues es hacerte daño", "Ponte una buena peli, y olvídate de todo". 
Lo que a mí me acaba llegando es:
"No mires, no escuches. Calla".
***


 Hace tiempo escribí un post en el que hacía referencia a lo mal que lleva la gente la tristeza o el malestar de los demás. Se nos hace desagradable tener alrededor a una persona que no es positiva, que no es optimista. Que nos hace recordar que el mundo no es perfecto. De repente, cuando en tu muro de Facebook no cuelgan bromas, chistes, videos graciosos o canciones, dejas de ser interesante, dejas de tener comentarios. Dejas de gustarle a la gente. Y en la vida real, lo mismo. ¡Seamos felices e insulsos aunque se caiga el mundo!

¿Sabéis qué creo? Que esto es el colmo. Ya no es necesario que los poderes nos faciliten el pan y circo de rigor para despistarnos y evitar que obstaculicemos sus maniobras. Nosotros mismos nos buscamos distracciones para no enterarnos, o para enterarnos lo menos posible, de lo que pasa a nuestro alrededor. ¿Estás en paro? ¿Vas a quedarte sin sanidad? ¡Ponte una peli! ¿Qué más da que el día de mañana no puedas ir al médico? ¿Qué más da que mañana no puedas comprar un calefactor para calentarte porque te han subido el IVA? ¿Qué más da que tus hijos no vayan a poder ir a la Universidad? ¡Si tú no puedes cambiar nada! Relájate, distráete, porque de lo contrario sólo vas a conseguir ponerte triste, desesperarte, cabrearte. ¿Qué sacas en claro?

Probablemente tengan parte de razón: no me hace más feliz estar al tanto de las cifras de paro, ni saber hasta donde nos van a recortar el bienestar. No son buenas noticias, ni son divertidas. ¿Pero qué me queda mientras veo como se desmorona el mundo que construyeron nuestros antepasados? ¿Cerrar los ojos, taparme los oídos y no decir nada molesto? 

Por responsabilidad, por coherencia, por humanidad, no voy a callarme. No voy a cerrar los ojos aunque a veces me apetezca. Voy a seguir viendo las noticias, leyendo los periódicos, buscando lo que no nos cuentan en blogs, páginas web y redes sociales. Voy a ejercer uno de los derechos que todavía tengo, el derecho a la información, como el que bebe ansioso de un manantial esperando a que lo privaticen y cierren el grifo. Y voy a seguir teniendo bien abiertos los oídos, para escuchar a todos los que están sufriendo, pasándolo mal, perdiendo la esperanza.  

A pesar de las muchas recomendaciones, no puedo hacer otra cosa.

6 comentarios :

  1. Bettie, yo comprendo tu punto de vista y lo comparto... Pero también entiendo en parte el otro...

    No siempre estamos física y emocionalmente en condiciones para pelear. A veces, necesitamos desconectar, evadirnos, no pensar... Por propia supervivencia, porque somos humanos y tenemos también un límite...

    A veces uno entra en un momento de su vida en el que no puede meter más cosas en el saco. Eso no significa que no importe, ni que se vuelva uno borrego... Significa que en algunos momentos de la vida, a veces hay que hacer un parón, aunque coincida con un momento tan ingrato como este y parezca que me importa un bledo, por mí, por mi salud, por mi familia... Por dedicar mi capacidad de enfrentar dificultades a lo que verdaderamente es ahora relevante. De resto... Necesito descanso emocional para compensar, con cine, con libros, con paseos y sin periódicos ni televisión...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo no le digo a nadie lo que tiene que ver y lo que no. De hecho yo no me chuto el canal Noticias 24horas en vena. Pero precisamente por eso no me gusta que me digan "no veas...", "no te tortures", "no hagas...". Ya digo, sé que nadie lo hace con mala intención, pero a mí me molesta. Es que tengo la sensación que es lo único que me queda.

      Eliminar
  2. A mi a parte de eso, lo que me molesta también que me digan es: no va a servir de nada (sobre manifestaciones, 15M, etc.) Las cosas sino se intentan, sino luchas por lo que quieres... pues no se van a solucionar solas. Bien que se esfuerza la gente por ej. en enamorar a la persona que quieres, en ahorrar para irte de vacaciones, etc. No se porque lo otro lo ven como algo tan lejano. Claro que es más difícil y costoso, pero nadie dijo que vivir fuera fácil.
    Yo antes era de las que no se enteraban de nada, pasaba de todo... Me gusta más como soy ahora y eso que tampoco me pego el día informándome tampoco.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que si quieres saber no tienes más que abrir los ojos. No hace falta que busques demasiado. La realidad te da de cada leche en la cara, como pa ignorarla.

      Yo no voy a decirle a nadie lo que tiene que hacer, pero al menos, que no me sermoneen por querer saber, jo! jaja :)

      Eliminar
  3. Pues al igual soy masoquista, pero también quiero saber. Y mira que soy consciente de que cuanto más se sabe más peligro se corre de ser infeliz, pero me arriesgo! jajajaja
    Quiero saber y poder expresar mi indignación, leer y frustrarme y después tirar hacia adelante. Y que cada uno haga lo que quiera, pero que no sentencien tan a la ligera...
    Ayer comentaba en twitter que mi jefa confundió la palabra "desconvocar" con "desembocar". Otra de mis compañeras (fija en la plantilla) ni siquiera sabía para qué se convocaba la última Huelga General... De verdad, prefiero amargarme y saber un poquito más =)
    Eso sí, como soy bipolar también me gusta reirme hasta de mis desgracias, por lo menos le quito hierro al asunto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo hay veces que le quito hierro, y otras que le pongo, porque estoy ya un poco mal de la cabeza, cosas que pasan.

      Eliminar

¡Adelante! Deja tu retal :)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...